El pasado 25 de mayo entró en vigor la nueva Ley Orgánica de Protección de Datos. Esta ley obliga a todas las empresas a cumplir con una serie de requisitos y medidas de seguridad en función del tipo de datos personales que utilicen.

Como no podía ser de otra forma, Kadom ya ha adoptado todas las medidas necesarias para cumplir con la reglamentación vigente impuesta tanto por el gobierno español como por la Unión Europea.

Disponemos de un equipo compuesto por abogados y consultores para ayudarle en la implantación y seguimiento de las exigencias legales en función de su negocio y riesgo.